Oliva Rodríguez Paredes

 

 

Parroquiana del año 2008
 

OLIVA RODRÍGUEZ PAREDES. La persona escoyía como parroquiana ye una persona que nació nes Regueres pero non nesta parroquia, foi una de les primeres muyeres en tener coche, cayó del caballo na curva La Trecha y rompió una pierna, n’una ocasión taba tan gorda, tan gorda que foi al médico, dioy un pinchazu y desinfló de repente, pero yera faciendo teatru... tratase de... Oliva Rodríguez Paredes. Nació’n Ca Xixón de Valsera el 9 de xunu del 33. Ye fía de Dolfo y de Julia. Ye la única muyer de los 4 hermanos, Pepe, Joaquín y Adolfo. Foi a la escuela Valsera con Josefa, Margarita y Aurorina de Casa Maninón, con Angelina y Alvarina de Casa Antón, con Isabelita y Delfina de Casa Cañal, y con Alegría de Casa Trapa, con Margarita y Eloína del Caleyón de Tahoces, y con Pacita y Aurorina del palacio Andallón. Aquí fixo de muyer gorda, muy gorda nuna obra teatru con Jovita Taraniello que tuvieron matase de risa. Fexo la primera comunión con munches neñes y con Margarita y Eloína del Caleyón de Tahoces con les que recitó una poesía perguapa. Diben de corredera a Ovieo cola maestra faciendo una riata colos burros y caballos, dexábenlos na cuadra Merso, na Argañosa, y llueu diben ver iglesias y conventos. Tamién foi a escuela particular con Víctor de Cal Peluso en La Casa Nueva. Namorose de Ladio, l’amor de su vida al que conoció nuna excursión a Lugás, na quel diba de chofer. Allí encomencipió la gran hestoria de esta familia que fue forxandose con lletres melguerines de cariñu, de trabayu y sacrificiu, de tesón y bon facer. Casose na capilla de Valsera el 16 de abril de 1955, el banquete foi na su casa y de Parades fueron n’autocar a la boda. Vieno a vivir a Ca Corredoria onde yeren un montón y acetaronla ensin problema y ella a su vez adatose de maravilla. Llegaron los fíos Dori y Jorge, y col tiempo los nietos, cinco. Ella foi el sostén de la casa y la familia al que siempre arrimaba Ladio, pero tando sola la mayor parte el tiempo. Y el resultau ya se ve. Oliva teníalo difícil perque venía pa una casa na que ya tenín muncho carisma, pero su talante cordial, tranquilu, tolerante, fixieron della no solo una bona muyer de su casa, sinon tamién una muyer que supo adatase a too, a trabayar muncho manque tuviera ayuda colos criaos, a tener la casa llena xente, a recibir siempre colos brazos abiertos a tol que llegare, a facer de Ca Corredoria la verdaera casa madre, perque el que haya sido asina ye merito de Oliva. Ya va siendo hora de reconocer la llabor de la gran matriarca, sin desmerecer a la su suegra Romalda. Supo como naide cuidar la casería, la casa, los fíos, y arreglase, sí perque siempre anduvo curiosa, non paecía una llabradora, y sacar tiempo pa too. Enxamás se llevó mal con naide, tien esi caracter que la fai tan prestosa, ye exemplar la rellación con tola familia Ladio. En Ca Corredoria falar del día’l Cristo yera falar de folixa, pero tamién de trabayu, de traxín, invitababen a tola familia, necesitabase una semana pa los preparativos, rara vez yeren menos de 100 a la mesa, y Oliva ponía el broche col riquísimo arroz con lleche planchao col ganchu la cocina. Foi una madraza pa lus sobrinos que pasaben aquí l veranu. Cuando taba catando y los crios alborotabanse, poníalos al orden faciéndoyos abrir la boca y llanzándoyos la lleche... poníalos pingando y ellos morínse de risa... Con ellos tuvo munches aventures col burro Berlique y con la vaca Sevillana. Oliva ye una persona admirable, muy xenerosa y atenta, muy detallista. Siempre lleva la sonrisa na cara, manque nun y falten preocupaciones, y dolores. Pero ye el su carácter tan prestosu, tan amigable, esi facer familia como una piña, esi exemplo de madraza, de matriarca lo que la fai merecedora de esti nombramientu, perque supo facer los deberes comu Dios manda. Oliva ta siempre ahí pal que la necesita, prestay participar y collaborar en too. Gracies Oliva por ser como yes, tan güena persona, un exemplu a seguir. Persones como tú engrandecen esti pueblo, dexen huella escrita con lletres d’oro, tamos orgullosos de tí.

Comments